RADIO PACHETA

sábado, 12 de diciembre de 2009

DEL NUEVO LIBRO QUE SE LLAMARÁ PRECISOS INSTANTES PARA TODOS LOS SEGUIDORES Y AMIGOS Y CLARO AL MAESTRO CHIRINOS.

CANCIÓN DEL ÚLTIMO ROBO DE LLAVÍN

En el preciso instante en que cumplió quince años, fue cuando llevó un coche al poblado donde su tío y su padre los desguazaban.
Mientras huía de la poli, sabía que si le pillaban con ese peazo carro, la pasma se lo iba a robar a su vez, para venderlo despiazao y cobrándolo como si fuera nuevo a los rusos, que pagándolo de esa manera y pasando a algunas lumis cada semana por el "cuerpo", tenían vía libre para todo.
-----------------------------------------------

Si los que iban detrás eran el Eustaquio y el manitas, no tendría problemas, pero si eran otros, Llavín se decía que tenía que prepararse a recibir una paliza o una enculada, de la que no se podría sentar en un mes.
ASÍ QUE CORRE LLAVÍN, CORRE, PORQUE ESTOS CABRONES TE JODEN LA VIDA.
-----------------------------------------------

Cuando entró a la oscuridad de su tierra, por el espejo retrovisor, vió que esos hijosputa pasaban de largo, porque solos no se atrevían a entrar.
Una vez dentro de la nave, se le ocurrió encender el c.d. del coche.
Lo que escuchó de repente, le paró el corazón y ese corazón viajaba sin que Llavín lo supiera con un allegro para clarinete KV 622 en La mayor.
-----------------------------------------------

Claro que eso lo supo al saber leer años después, cuando salió de la cárcel con el culo roto y las manos manchadas de la sangre todavía fresca del tipo al que le gustaba Mozart.
-----------------------------------------------

ASÍ QUE CORRE, LLAVÍN, CORRE, PORQUE ESTOS CABRONES TE JODEN LA VIDA.

martes, 24 de noviembre de 2009

CONTRA LA PORNOGRAFÍA INFANTIL Y DEDICADO A ANABEL, QUE ME LO RECORDÓ

MKIS MOHAMED





Tras ayudar a atar a la maravillosa persona que teníamos ante nosotros, procedimos a colgarle de las muñecas en la viga de su sotano de diseño. Después, vimos que se movía mucho y unos grilletes de hierro enganchados en sus tobillos fueron anclados al suelo. ¡Je! Ahora no te mueves ¿eh?, le dije. Y bueno, se movia pero menos. Ahora te voy a dejar aquí con mi amigo, para que sepas lo que jamás volverás a hacer. Claro, no dijo nada, pero vi esa mirada en los ojos que he visto en cientos de niños, desgraciadamente.
Y subiendo las escaleras sabía lo que haría mi amigo. Así que mientras empalaba lentamente al gran señor, yo abría la nevera y me tomaba una cerveza fresquita y preparaba un arroz con bogavante para Mkis y mua. Cortesía de la casa del rico y celebrado señor. A continuación como si fuera un experto cirujano, le abriría los huevos para dejarlos al aire y por último le haría más grande el prepucio. No, no le dejaría que se desangrase.

-----------------------------------------------------



Y así haciendo la comida y bebiendo, recordé todo lo que me contó Mkis.
Tuvo una suerte endiablada, cuando poniendose delante del gordo, que compraba su amiguita Amall a su mama por un dinero que mantendría a todos sus hermanos durante dos años, le dijo que él se iba con su amor. El gordo no entendió, pero vio el cielo abierto y llevándolos a su yate les cambió la vida a los dos.
Allí en su pueblo quizá se muriesen de hambre y bueno dos niños muertos más, les dijo, pero si me haceis caso yo os daré vestidos y comida y hasta una educación y así hasta que tengais unos años más pero a cambio me teneis que dar algo.
Sí, Mkis tuvo más suerte en la vida y por eso está aquí ahora conmigo. Su amada Amall se tiró por el balcón cuatro años después.
Pero todo eso es otra historia que no quiero contar.
Una vez que terminemos con la vida de este hijo de la gran puta, aquí en su casa, iremos a por otro.
Hay un huevo que se anuncian en los ordenadores y nos están esperando
¿ NOS SENTÍS ESCORIA HUMANA?

sábado, 21 de noviembre de 2009

MI PRIMER COCHE. RELATO EN FORMA DE POESÍA PARA MI MAESTRO,PARA MIS AMIGOS DE LAS CAÑAS PARA GARCÍA FRANCES Y PARA TODOS MIS SEGUIDORES

De poesía ando escaso, mas Garcia Frances me pidió que relatara una fogosa situación. Si puede ser subida de tono, mejor.
A la vez otros amigos idearon que del primer coche se hablara y aquí viene a continuación, algo que realmente aconteció.
Pero el maestro Chirinos que es a la vez profesor, nos dice que la realidad es aparente y la literatura se convierte en ficción.
No lo pienses mucho, que mi amigo lleva razón.
-------------------------------------------------------
Y aquí me teneis en un coche reluciente que compré yo, mas el dinero, no era mío, no, porque fue mi padre, que en paz descanse el que me lo dió.
Mientras a Cercedilla me dirigía a mi coche le decía: ¡qué bonito eres, sí señor!
Cundo te miraba a la discoteca entraba y tuve la buena suerte de ver a dos mujeres que fumaban y a la puerta estaban, porque de ellas, algún conocido se despidió a la francesa; sin decir adiós.
Y la herradura siguió, pues con aquellas chicas me eché un baile, quizás, dos.
--------------------------------------------------
Más ellas me indicaban que hasta los ovarios estaban y vamonos a otro sitio, ¡por Dios!
Rápido y predispuesto mi coche que a los mandos me llevaba, a otra discoteca fuimos con las hermanas, que no solo me invitáron a una copa, que fueron cuatro o más, que no las conté yo.
Allí vieron a una amiga y ella se adjunto, porque aquí el que lo cuenta en dios Baco se transformó.
Terminada la fiesta, la amiga y las dos hermanas pidieron que las lleváramos a casa los dos.
Como de gente vacía estaba, me dijeron las tres que me quedara por favor.
Sin dudarlo un segundo, te cerré, te olvidé y te dije ¡adios!
--------------------------------------------------

Los cuatro fuimos con unas copas a la habitación de las dos.
Mientras ellas se desnudaban, a la amiga yo besaba y mientras mi lengua excursionaba a las hermanas veía yo que también se besaban con gran pasión.
Me desnudé inmediatamente y me ví una gran erección que aquella chica no descuidó, pues mientras me la mamaba, más fuerte se hacía, hasta que no perdiendo el tiempo, dentro de sí la ubicó.
Y ella me follaba y yo miraba a las otras dos, que sus coños se comían con fruición.
Me corrí tras darme cuenta que gran placer me daban los espasmos que ella sentía y yo notabaaaaaah!
Al ver que ella insistía, miraba a las dos hermanas y la de abajo dura seguía y estaba, que cuando la chica la metía, la ví yo.
---------------------------------------------------

Al ver a las tres que a dormir en sus camas se ubicában, a eso de las cinco de la tarde y sin comer marché yo.
Y en mi coche reluciente, mientras los Rolling sonaban, un canuto yo fumaba, mientras a las tres desnudas en la cama y dormidas, yo recordaba. ¡REDIOS!
Y ahora que soy viejo y muy pendejo escribo esto y ni siquiera se pone dura, ¡hay que joderse, por Dios!
Pero si mientras escribo esto no me divierto yo, no puedo nombrarme escritor

martes, 17 de noviembre de 2009

DEDICADO A MI AMIGA ROSA QUE SIEMPRE ESTUVO CON SU MADRE

LA MADRE


Sonó el teléfono y una voz preguntó:
¿Esteban?
Mi cerebro reaccionó rápido y contestó como que no oía a esa mujer ¿quién pregunta por él?
Y dijo: soy Ramona
¿La del Antonio? Pregunté yo esperando que sonara la flauta
Ella contestó:
Sí, Antonio era mi otro hijo y tu hermano, que en paz descanse y te quería como pocos a ti, Esteban, hijo mío querido. Y lloraba.
----------------------------------------------------

Y fui Esteban cuando me dijo, por favor ven a verme porque hace mucho tiempo que no te veo y te echo mucho de menos hijo mío, porque el otro día me acorde de tu padre y os vi como en sueños, allí sentados todos a la mesa del comedor mientras servía la sopa y contaba Antonio sus progresos en los estudios y tú le pasabas el brazo por la espalda y le decías enhorabuena, vaya notas y de aquí al triunfo y tu padre le decíaosdecía que ahora es cuando no podéis dejar de luchar y que teníais que dar el último apretón que era el mas difícil porque la vida cambia al terminar los estudios y empezar con la puñetera realidad que será el mundo que os rodea.
Hijo, ¿te acuerdas? Y ven a verme y hablamos por Dios te lo pido por favor
-----------------------------------------------------

¡HOSTIAS! ¡HOSTIAS! ¡HOSTIAS!
----------------------------------------------------

Espera mamá, dame otra vez la dirección porque no sé donde la puse.
Me la dio y cuando te veo, te he quitado las gafas, te he dicho que así se te ven mejor los ojos, que casi lo tenía olvidados de tanto tiempo que no te veía y te como a besos y te apretujo en abrazos como si se me fuera la vida en ello.
----------------------------------------------------


ESTEBAN ERES UN GRAN CABRÓN Y SI NO FUERA PORQUE TU MADRE TE PARIÓ ERES UN HIJO DE LA GRAN PUTA

El Silencio de Aimée: ¿Vosotros qué decís?#links#links

El Silencio de Aimée: ¿Vosotros qué decís?#links#links
POR ESO ESE TIPO ES MULTIMILLONARIO Y LOS QUE NO TENEMOS CULTURA, NO SABEMOS DE NADA Y NO PODEMOS LEER EL ULISES POR PESADO AUNQUE JUSTO ES RECONOCER QUE COSAS TIENE DE COJONES HASTA DONDE NOS QUEDAMOS, NO SOMOS ESCRITORES NI MULTIMILLONARIOS

domingo, 15 de noviembre de 2009

PARA EL MAESTRO CHIRINOS, QUE ME DIJO QUE LO ESCRIBIERA

FRUSTRACIÓN


De la comunión no me acuerdo, porque no entré en la iglesia. Del convite tampoco, pero sí comí.Lo único que recuerdo es que mi primo hermano nos dijo que le siguiéramos a su topless, porque hoy lo cierro por la familia. Y allí, él solo estaba pendiente de su tío Tomás, que era mi padre y de lo bien que cantaba y tocaba su hijo, el de la comunión, el piano. Al decirme su mujer qué quería tomar, me presentó a su hermana y me dijo que estaba sola,yo también y lié el ovillo. Antes de irnos me dio su dirección, mientras mi padre miraba sonriendo.



--------------------------------------------------



Tres días después pensaba que gallina vieja hace mejor caldo y más que conducir pilotaba hacia Valencia.

Era un bar junto a una plazita y allí me presentó a su hijo, algo más joven que yo. Seguí a la madre a un apartamento cercano donde dejé el equipaje que llevaba en una bolsa de plástico. Ahí en esa cama inmensa. Luego pasamos a recogerte, me dijo. Me duché y me cambié de ropa.

--------------------------------------------------

Escuché el telefoníllo y me dijeron que bajara y aquí me tenéis en un boca negra de color azul y una chavalita que era su hija al volante que me llevaba a una discoteca donde mi madre nos espera y yo le digo a ella que tienes aquí unas bragas y cógelas y mételas en la guantera y pensaba yo que este caldo, sin duda era mucho mejor, pero si pudiera ser los dos... y tras la discoteca me devuelven al apartamento donde la que conduce espera a que su madre me bese los labios, meta su lengua y se despida hasta mañana.

--------------------------------------------------

Al día siguiente sube la mujer y me trae el desayuno a la cama y yo me tomo solo el café mientras ella se sienta y me mira y yo la miro y la beso y el de abajo sube y la acaricio la espalda. Intento quitarle el sujetador mientras ella dice, no, no, pero meto mi mano ahí y toda mojada de placer y sé que lo desea de esa manera y cómo me animo, pero ella recato y por fin le quito el sujetador y cuando lo consigo veo que es igual que el de mi tía y además sus mismas tetas y entonces el de abajo se marchita y ella se va y yo me voy tras darme una ducha rápida y jamás volví a verla.


sábado, 7 de noviembre de 2009

DEDICADO DEDICADO A VAGABUNDA QUE LA ESPERAMOS A COMER

EL COCHE QUE FUE MI AMIGO Y SE ENAMORÓ DE UNA NOVIA QUE TUVE


Era verde oscuro y tenía el número de carnet de identidad M-1032-Bv, aunque se llamaba R5.
No quería que follara en él porque la primera vez que tuve ocasión, no pude hacerlo. Una enorme cantidad de sangre manaba de mi pene al ponerse duro y abrir su capullo, cuando entré en la amiga que me dejó entrar. Al salir, menguó como si hubiera salido de un baño de agua helada. Mi amiga me dijo que no me preocupara y me besó, pero déjame en casa. No volvimos a vernos.
Al día siguiente fui con un amigo a un hospital militar y cuando abrí el capullo el sargento médico me dijo: ¿Has estado con una mujer de color?
Yo no me acordaba en ese momento, pero tras un instante le conté que una noche me sentía muy solo y muy borracho fui a una discoteca donde esperando en la puerta fumaba una chica. La dije:¿ quieres venir a casa a follar? A mí, solo como estaba, se me abrió el cielo al decirme ella que sí. En ese momento a esa mujer la vi enormemente bella, cual diosa de ébano. Tras unas copas más en casa, nos follamos toda la noche. Al día siguiente se me pasó la borrachera y me di cuenta que era la mujer más fea que había visto en la vida.
--------------------------------------------------------


Me dijo el sargento que eran condilomas víricos que son unos granos que explotan manando sangre. Me contó que se lo dijera a la que había estado conmigo. Llamé al día siguiente a mi amiga y le dije que fuera al médico. A la chica que me lo pegó, no podía avisarla. No tenía ningún teléfono y no la volví a ver.
Me dio un bote de líquido negro y dijo que abriéndome el capullo, con un palillo de limpieza de oídos, lo metiera dentro del agujero del pene y tras haberlo impregnado de ese líquido, me frotara en los granos y ni pajas ni follar en un mes.
¡JODER! Te jodes, por gilipollas.
Mi amigo se descojonaba el muy cabrón.
Cuando llegué a casa y me froté aquellos granos, mi amigo el de abajo gritaba y yo con él, porque escocía como su puta madre.
---------------------------------------------------------


Pasado un tiempo, una chica quiso hacerse mi novia y la dije que sí y yo creo que a mi coche le encantaba que estuviera con ella, porque iba a verla diariamente a su casa y estuvimos un verano estupendamente bien los tres. Nunca nos lo hicimos juntos en el coche. Ya digo, quería el coche que la respetara y creo que hasta se enamoró de ella. Y diré por qué.
Al ir a las fiestas de ese pueblo en la sierra y dejar a la novia, conocí a unas chicas y enseguida nos hicimos tán amigos que esa noche estuve en el cielo con las tres. A la mañana siguiente, sobre las doce, volví a casa y coloqué una cinta en el radio cassete. No quiso darme música y se enredó la cinta, poco después.
Fue el primer aviso.
---------------------------------------------------------

El segundo aviso y más jodido, me lo dió una noche en que me encontré a la que fué mi novia, llorando encima del coche, no sé que le decía y como iba yo con una de aquellas chicas que me hicieron estar en el cielo, sus llantos arreciaron y unos amigos se la llevaron: ¡venga, venga, por dios, deja de llorar! Y se alejaron.
Al subirme al coche, sentí que él se quería morir y al tomar una curva, me lo dijo y nos dimos con el pobrecillo veintiocho vueltas de campana.
No nos matamos porque solo quería morirse él y a aquella amiga le rompió la muñeca en venganza.
---------------------------------------------------------


Pocas horas después amaneció y tras las llamadas al seguro se lo llevaron en una grúa al más proximo taller.
Unos seis meses más tarde fui a visitarlo y creí que ya no era él. Le pusieron otra carrocería y lo dejaron aceptablemente a su salida del hospital. Seguramente ya no eres tú, le dije y me contestó con unos ruidos raros a los que no dí importancia. Seguro, ya no eres tú, pensé.
Dejando a un amigo en su casa, vi a una chavalita que iba en moto y ¿quieres tomar una copa? pregunté, tras tardar unos minutos casi cruciales en bajar la ventanilla. Me contestó que sí y sígueme, la dije. Tomamos la copa y se juntó a nosotros un hermano mío y un amigo y ella llamó a dos amigas y dónde vamos. Pues a la sierra que hay casa y camas y copas.
-----------------------------------------------------------


Cuando subíamos la cuesta de las perdices se puso a llover. Esas putas lluvias de verano en las que caen ochenta mil litros de agua y parece que el mundo se ahoga.
Muy despacito ibamos los seis en el coche cuando los de atrás me dicen que parece que se mete agua dentro. Es imposible, les dije a mi amigo lo acaban de arreglar y no puede entrar agua en él.
Entra agua de cojones, me dijo GintonicFabrel y vamos a dar la vuelta.
¡Qué pollas vamos a dar! sino quieres venir, te bajas dijo mi hermano a Gintonic
Las chicas estaban asustadas y por el cristal no se veía absolutamente nada. Cada dos por tres, tenía que pasar un trapo, pero llegamos a la casa:¡Por fin!
Cuando abrí la puerta y levanté el asiento para que salieran, había en la parte de atrás cuatro dedos de agua.
Ahora sabía que era él.
Lloraba aún la ausencia de su enamorada.

lunes, 2 de noviembre de 2009

ESTA ENTRADA SE LA DEDICO A SOL

¿YO?

Miro un dibujo que hizo un amigo de mi padre. Se llamaba Amador. J. Amador, según miro la firma y digo bien: llamaba.
Le recuerdo tan olvidado, que ¿quizá me hizo una foto tras una cámara cuadrada junto al ventanal de aquella casa? Aquella casa que se fue al cajón del olvido.
¡Qué palabra! Olvido
Hace de ello cuarenta y un años según pone en la fecha y resto y sigo mirando y ese niño no soy yo, porque ese recuerdo no puedo decir que fuera verdad, aunque tenga aquí ese dibujo y lo vea.
Si fuera yo, sabría y me habría visto ese niño ahora, aquí escribiendo sobre lo que quiero decir porque se supone que es mi vida. Pero claro, si no me acuerdo de ese niño, ese niño no puede verme y al morir el dibujante que me hizo la foto y luego el dibujo, no puedo preguntar.
----------------------------------------------------

Cojo el cuadro y voy a observar:
El niño que se supone que soy yo, me mira y ¿miraba a Amador? Aunque realmente ve lo que podría llamarse infinito con ojos castaños y pupila negra y bolita de luz reflejada de flash.
Este que escribe y habla en alto dice que podría tener miedo ese niño, porque vuelve a mirar el dibujo y se da cuenta de ello al detenerse en sus ojos, pero de ojos abajo ríe o más bien sonríe porque de su boca entreabierta se vislumbran los dientes.
Es entonces cuando no quiero seguir mirando el cuadro y lo coloco en su sitio de esa pared y subo al baño y me miro en el espejo y me grito:
Ese del cuadro no puedo decir que era yo en 1.969 y ¡TODAVÍA NO SÉ QUIÉN COJONES SOY!

jueves, 22 de octubre de 2009

ESE MOMENTO Y VA DEDICADO A ANA QUE ESCRIBE Y LO SIENTES AHÍ YA SABEIS Y PARA TODOS PUES EN CADA UNO SIENTO ALGO

Porque me dice Chirinos que recuerde el primer recuerdo y ese momento son nostalgias escondidas entre las faldas de una señora llamada Emilia o entre los besos de carmín que me daba mi madre o entre las sábanas de la cama de mi padre, cuando me decía apretujándome:
¡Ay, mi padre!
Quizá sea viendo a un hermano sacar mierda del váter que luego dibujaba sobre la pared de un largo pasillo donde estuvo mi hogar.
O pudiera ser esa personita que no me recuerdo como yo que tumbada en una cama y despertando, soñaba aún y volaba por el pasillo con unos ángeles que no volví a ver ni en sueños.
-------------------------------------------------------

Podría ser cuando la señora Emilia me hablaba del arco iris en un cuento que contaba y yo dibujaba mientras con la boca abierta la miraba y miraba el arco iris que con la contraventana verde de par en par, veía a través de la ventana y quise poner las letras:
ARCO IRIS
bajo mi dibujo y mi primo Cruz guió mi mano y se hizo el dibujo también de las palabras y fue como si de verdad bajara por el tobogán de ese arco iris, en ese cuento que Emilia contaba.
-------------------------------------------------------

Podría ser la primera vez que me llevaron al colegio de la mano mi madre y mi tía, una a cada lado y me hablaban para que no supiera dónde iba.
Aquella señora que llevaba un gorro extraño en la cabeza y vestía de gris me cogió en brazos, le tiré el gorro que luego supe que era cofia y le mordí en la cara, mientras mi madre, mi tía se alejaban.
Le digo a Chirinos que el primer recuerdo son muchos recuerdos que vienen en manada y a Ana que en este momento, algunos que fueron, están enterrados y muertos y ahora son fantasmas y algunos fantasmas, no existen.

lunes, 12 de octubre de 2009

HOMENAJE A LA GUARDIA CIVIL

GRACIAS A GARCÍA FRANCES QUE TUVO ESTA IDEA.


MAROTO.

A Maroto le tocó estar de guardia y cuando salió, se fue a tomar un café, ahí enfrente donde solía, en el bar que regentaba Tasio. Y le dijo a Antonio, su compañero y amigo, cuando pidio su café: Joder, se me han olvidado las llaves del coche y la documentación en la taquilla, ahora vengo. Justo cuando abría la puerta de la taquilla, el bar de Tasio explotó y Antonio y Tasio y dos personas más que desayunaban, quedaron despanzurrados y sin vida, gracias a la puta cobardia de los grandes hijos de puta que dicen llamarse eta.
Mi amigo Maroto, a partir de ahí cambió. No dormía, no comía y siempre siempre, vigilaba a los compañeros; tener cuidado con esto, con aquello, con eso otro, para que no les ocurriera nada pues se convirtió en una obsesión.
--------------------------------------------------

Lo trasladaron y se vino a Madrid y creo que daba clases de FP a los chicos huerfanos de la Benemérita, porque él se sacó en su día el título de electricista, ahí mismo, en ese colegio.
En el rastro tenía un puesto de ferretería y traía a algún chaval de aquellos para que le ayudara.
De vez en cuando hacía alguna chapuza y a sus hermanos se los llevaba. Así aprendían y cobraban algún dinerillo que les venía de perlas.
En una de esas chapuzas le conocí yo, cuando con mi MB-150 de apellido M-4624-FX, descargaba sacos de yeso negro. Otras veces transportaba muebles y cosas de todo tipo y me pidió que cuando pudiera, cogiera a algún chico de esos para que me ayudaran previo pago. Le dije que sí con gusto.
-------------------------------------------------

Un día Maroto se cayó por el hueco de un ascensor de una obra y salvó la vida milagrosamente, pero él me dijo que fue el alma de Antonio el que le hizo que no le pasara nada.
Un domingo fuimos a hacer una obra a unos 100 km de Madrid. Maroto iba delante con cuatro hermanos en su 131 y yo detrás con la compañera cargada y vimos cómo un coche se estrellaba contra un camión. El hostiazo fue espeluznante. Maroto y los chavales salvaron a la madre y a una niña que iban dentro. Y se comportaron como cualquier Guardia Civil. Sobre todo los chicos, que tuvieron ahí unos cojones igual que sandías. El hombre no se pudo salvar, pero lo sacamos de dentro, igual que al camionero que gracias a Dios, no le pasó nada.
-------------------------------------------------

Dejé de verle por la época en que aquél chorizo que puso el otro chorizo socialista y que no quiero nombrar porque se me llena la boca de mierda, robó a la Benemérita y al Colegio de Huerfanos.
Tiene huevos la cosa, robar para repartirlos con los amiguetes del partido socialista a la GUARDIA CIVIL.
Y como siempre ha pasado en España, aquí no ha pasado nada y encima están esos guardias pasándolas putas en las casas cuartel que se caen de viejas, mientras los poderes políticos se llenan las arcas y hacen a la Policía que tengan encontronazos contra la Benemérita.
YO, DESDE AQUÍ DIGO ¡VIVA LA GUARDIA CIVIL!
REPITO: ¡VIVA LA GUARDIA CIVIL!

viernes, 9 de octubre de 2009

EN EL SUPERMERCADO. Y SE LO DEDICO A REL;POETA HASTA LAS TRANCAS Y SIEMPRE ME HACE SANGRE

Ella parece filipina o tailandesa, aunque a lo mejor ha nacido en Madrid, se dice Jaime cuando la ve y se queda allí parado, junto a los estantes donde están los panes, la bollería y todo eso.
Literalmente parado, solo los ojos se mueven una y otra vez, mirándola de arriba abajo, de abajo arriba, deteniéndose en todos los sitios, de izquierda a derecha, de derecha a izquierda.
El pelo le cae hasta la cintura en lisa cascada negra. La faldita corta y blanca con encajes, se detiene en unos muslos esbeltos y cobrizos, resaltando esa esbeltez, esa belleza, esa hermosura.
Sus pequeños pies caminan con unas sandalias blancas, adornadas con unas margaritas diminutas y con ligero tacón.
Esos pies y sus dedos, se mueven al son de una música que oye con unos pinganillos. El aparato de color blanco lo sujeta de la falda. De la falda blanca, con una gracia que a Jaime le parece que es elegante.
--------------------------------------------------

¡Elegante de cojones!, se dice y con esa clase que gastan algunas elegidas- mujeres únicas-
Su blusa, blanca y con encajes también, haciendo juego con la falda, llega hasta un ombligo perfecto, que Jaime, se imagina sorbiéndolo y pasando su lengua por él, a continuación. Sus pechos, ni demasiado grandes, ni demasiado pequeños, al igual que los pezones, en punta, que se ven a través de la blusa, a través del sujetador blanco, le parece la perfección absoluta.
Es la verdadera mujer perfecta, repite Jaime tres veces, llenando de deseo la cabeza, el corazón, el alma y la polla, que en erección, esconde Jaime tras un enorme pan gallego.
---------------------------------------------------

Que se dé la vuelta, por dios. Quiero verle la cara!
Y se da la vuelta y dice llamando: ¡Manuel, Manuel!
Pero Jaime, ahora, no mira a Manuel.
Mira unos ojos verdes diosdivinosgrandes, que resaltan de su rostro sobre una nariz, que Jaime siente deseos de soplar aire sobre ella, sobre esa nariz perfecta para que se llene de él y de su aire y de su ser.
¡Joder sus labios! Juegan bajo la nariz haciendo curvas perfectas y piensa y desea cogerlos entre sus dedos, para resaltar esas curvitas y besarlas y mordisquearlas ligeramente y detenerse en el labio de arriba para que lo sienta ahí abajo; ella solamente.
Jaime, mientras sigue mirándola, coloca el pan sobre el carrito y ella pone otras cosas sobre el suyo y se aleja.
---------------------------------------------------

Sin darse cuenta, Jaime la sigue, aún en erección escondida tras el carrito y siente una mano femenina sobre su hombro. Se da la vuelta y ve a su chica que mira su polla y le coge de la mano y se lleva a Jaime al servicio de señoras donde no hay nadie, gracias al cielo, se dice Sara y allí mismo, le baja los pantalones y ella sus bragas, mientras lo empuja a él sobre la taza del vater, sentándole. Y ella encima, arriba abajo, abajo arriba.
¡AY, QUÉ ALEGRÍA, JAIME!¡YA ERA HORA, MI VIDA!
Jaime continúa con su pene erecto y ve a su chica rubia ligeramente gordita y ve su rostro con su frente amplia, sus ojos pequeños y su enorme boca que hace años era una bendición y ve, intuye y siente que no se le baja, recordando aquellos instantes, donde su hombría era maná del cielo para Sara...
---------------------------------------------------

Cuando Sara se para y Jaime la mira después de tener los ojos cerrados-preguntando-
Oyen unos pasos.
Y esos pasos se dirigen justo al mismo vater, donde Sara muy despacio y en silencio y disfrutando, continúa subiendo y bajando y haciéndolo suyo.
Y se abre la puerta y Jaime, pero sobre todo Sara, que sabe que él, que se ve a sí mismo bajito, con una ligera tendencia hacia la cerveza fresquita- cada día más alarmante- y con una curva en su panza-no es alarmante aún- y con esos pelos que le caen sobre la cara y pegados a ella por el sudor.
Y recuerda que Sara y Sara se recuerda diciéndole a Jaime, mientras le acaricia su cara llamándole guapo, mi guapo y...
---------------------------------------------------

Y Jaime y Sara me dejan los puntos suspensivos cuando acaban de leerme esto y me lo enseñan después y yo lo escribo a mi vez y SÍ, dejo los puntos suspensivos, cuando Jaime dice que vamos al Demetrio a unas cañas y Sara dice que no va, porque tengo crisis de limpieza compulsiva hogareña tras lo sucedido y viene alguien esta noche y le guiña los dos ojos a Jaime, porque no puede guiñar un solo ojo y...

domingo, 4 de octubre de 2009

SÉ QUE ESTAÍS AHÍ

Tras un ordenador, intentando escribir algo que os salga de dentro y que vacíe realmente todo vuestro ser y os limpie el alma y estoy aquí esciribiendo y decido que una vez que vea mis escritos mi maestro JUAN CARLOS CHIRINOS, los jueves- DIos mediante-, os leeré todos los jueves y a continuación escribiré mi cuentohistoria para vaciar mi alma y todo mi ser para vosotros.
Cada vez que os leo me inundais de todo lo que sentís y es tán sentido lo que escribís que a veces me ahogo en vuestra propia piscina y la hago mía y ¡JODER! Por eso me da miedo entrar en vuestros blogs para no senir vuestros ahogos y sentimientos que es que sois la hostia escribiendo
Perdonarme
GRACIAS AMIGOS ABRAZOS

martes, 29 de septiembre de 2009

DEDICADO A NITYAYANG.

Mi amigo me dijo que su mujer fue a hacer un cursillo de reiki y que estaba muy contenta porque ahora encontró lo que buscaba.
A la segunda caña, le pregunté si sabía lo que buscaba su mujer y me contestó que no tenía ni puta idea, pero que ahora había dejado de estar en casa lamentándose de que la habían echado del trabajo. Espera me dijo, encontrar trabajo con eso del reiki.
A la tercera caña, invitación del Demetrio, ¿? le pregunté qué cojones es eso del reiki. Algo que de la meditación esa y de masajes. Lo malo es que aún no me ha dado ninguno, porque dice que quiere guardar algo de no sé qué pollas de energía.
Nos fuimos del bar porque estamos tiesos como mojama y no era plan de echar los euros para llenar la barriga y encima que engordas de cojones, nos dijimos.
A la semana más o menos, como siempre, nos volvimos a ver. Estaba triste de cojones y se quería suicidar. Joder, el Demetrio y el Gaspar y yo y bla,bla, pero coño, no estamos en su puta piel.
-------------------------------------------------

La parienta en definitiva, le envió un abogado y le dijo que le iba a quitar el piso, nos dijo con la primera caña. Y así como te digo, a ella no la voy a matar pero al cabrón de las clases de reiki, a ese me lo cargo, como hay dios o ¿es que Dios, ya no existe?
Como ya venía algo pedo de la que dejaría de ser su casa, me gaste el presupuesto en más cañas y cuando se evaporó nos invitó una el Gaspar, porque está solo y tiene su paga de viejo. Luego sí, le invite a casa a comer y ahora está ahí en el sofá tumbado y dormido, el pobre.
Por lo menos la mujer encontró lo que buscaba...

viernes, 18 de septiembre de 2009

EN UNA SEMANA, MÁS O MENOS.

Todo comenzó cuando sentado en el jardín de casa, junto a mi mujer y una jarra en la mano de cerveza, de la que bebía a tragos largos y ansiosos, me di cuenta que mi existencia se diluía.
En ese preciso momento supe que todo lo vivido había sido engañoso y que estaba atrapado en una tela de araña de la que no podía salir.
Ya sabes: Debes desaparecer como persona física ante el Estado. La sociedad sucia ha triunfado.
Entonces le dije a mi mujer: No sé lo que hacer. Me voy a ver el cielo y me llevo la cámara.
Bueno, ten cuidado, me contestó.
Y salí de casa y cuando estuve en el coche cambié de opinión y dije que quería seguir bebiendo una cervecita en algún bar. La cámara la dejé en el coche, bajo el asiento, para que no se viera.
---------------------------------------------------------

Alguien me preguntó si tenía un cigarrillo y se lo di y se puso a hablar conmigo y se presentó junto a su hermano, creo que me dijo y a un amigo grandón. No recuerdo para nada de lo que hablamos. Bueno, sí. A veces cuando estoy borracho, sin darme cuenta, veo lo que le ha pasado a la gente y lo que le va a ocurrir y es como si estuviera viendo a través de sus ojos en imágenes nítidas. Sin embargo, lo que me ocurrirá a mí no lo sé nunca. Todo eso le dije y a continuación le hablé de todo su pasado.
¡Joder, cómo lo sabes!, me dijo.
Cuando cerraron el bar, me dijeron si quería irme con ellos a un bar.
Subimos en el coche los cuatro.
--------------------------------------------------------

A gran velocidad, fuimos a Madrid. Estaba lejos de cojones y me iba durmiendo, por eso lo de la gran velocidad, para no dormirme.
A eso de las cinco de la mañana, otro tipo en una calle donde tenía un ceda el paso, no me lo cedió y golpeó el coche. Por las cámaras seguro y porque había una sede justo al lado de la policía municipal, se presentaron ipsofacto y porque olían dinero.
Los chavales se bajaron del coche y los vi de pie en una acera entre vapores cerveciles. Les dije adiós con la mano.
Soplé y triplicaba la tasa de alcohol. Les dije que no tenía culpa y vi el coche del contrario destrozado. El mío solo tenía algo roto, que no di importancia. El otro también iba borracho.
--------------------------------------------------------

Los municipales me llevaron a la sede y me metieron por unos pasillos y me dijeron que dejara todo lo que tenía sobre una mesa. Dejé dinero y una agenda y mi documentación y el móvil. Supe después cuando alguno de ellos, me quitó la cámara, que ésta, había desaparecido. Pudo ser quizá el de la grúa. Pero la culpa la tuve yo, porque se me olvidó bajo el asiento.
Un poli estaba detrás de mí, otro lo tenía delante sentado frente a la mesa y era mayor. Otro grande, fuerte y gordo a la izquierda. Se ponía y se quitaba unos guantes negros. Algo más tarde me di cuenta que se usan para golpearte y no dejar marca de adn en sus manos, por si acaso.
Pero ellos sabían que no era peligroso y lo único que yo hacía era hablar y hablar y reir y reir.
------------------------------------------------------------

Por otro largo pasillo, me metieron en un calabozo donde lo único que había era polvo en el suelo y una manta como las antiguas de la mili. Primero me tumbe en una especie de cama de piedra que sobresalía del suelo y me dije que si lo habían echo para que se tumbara la gente, yo pasaba de estar ahí. Me tumbe en el suelo.
Así tumbado empecé a hablar en alto y a decir que me habían engañado y que no soy un delincuente por estar borracho y que tengo en mi cuerpo unos 4 millones de kilómetros en coches diversos y que muchos de esos kilómetros los hice borracho. Y sin embargo a los políticos que han robado millones los tratan con delicadeza porque les pagan.
Dejé de hablar para intentar dormir, pero sin dormir, ya sabes, por si acaso me levantan, cada hora, como me castigaron en el servicio militar. Coloqué los dedos de las manos juntos. Una mano hacia arriba, la derecha. La izquierda hacia abajo. De esta manera y contando la respiración, no te duermes, pero descansas de cojones.
No sé el tiempo que estuve así.
----------------------------------------------------

¡Salga! me dijeron y oí la puerta del calabozo abrirse y les di los buenos días y me subieron a unas dependencias donde había un poli sentado ante una mesa y otro a la izquierda y una señora sentada que juraría que temblaba y comenzó a hablar primero el poli sentado sobre los juzgados y luego a hablar la señora y sí, lo hacía con voz temblona y era una abogada de esas que te ponen para explicarte no sé qué pollas de juicios. Total, no me enteré de nada.
Me fijé en el poli sentado y lo conocía. Se llama Jesús y hacía kárate en un gimnasio donde estuve. Se lo dije; tú has estado en el gimnasio tal y entonces me dijo de malas maneras que no y que no. ¡Cojones, has entrenado con tal y tal para el campeonato de tal!
Su agresividad, desapareció así, de milagro. Luego me preguntó si quería poner denuncia. No, contesté, si el otro no la ha puesto. Me dijo que no.
----------------------------------------------------

Fui a otro sitio donde me llevó Jesús y me dieron un papel para recoger el coche. Me devolvieron mis cosas y cogí un taxi a casa. Mi mujer estaba barriendo la entrada y me dijo: estás borracho. Sí, le contesté y me subí a la cama. Dormí un rato, comí y ella ya se había ido a cuidar de sus padres, cuando me marché al depósito de la grúa. Pagué 210 euros y me llevé el coche. Me jodió sobremanera.
Tenía que pasar la ITV, ese invento del que sacan dinero a todos el puñetero estado y los putos políticos. Y es que me pusieron dos multas. Una en una calle que estaba a tomar por culo de donde ocurrió el golpe y otra donde ocurrió. Se ve que no pueden poner dos multas a la vez.
Volví dos veces a la ITV porque el coche no la pasó. Tenía que poner dos ruedas nuevas. Conseguí las más baratas y compré un faro que no puse. Arreglé el que tenía que se movía y convencí al jefe de allí que el faro estaba bien y estaba bien, es cierto.
Fuí ayer ¡por fin! a recoger el permiso de circulación del coche.
-------------------------------------------------------

Siento un enorme complejo de culpa. No por hacer lo que hice, sino por haber tirado tánto dinero, pues no tengo y cuando mi hijo me preguntó qué había echo la noche de marras, le dije que el gilipollas y que dónde está la cámara; algún poli se la llevó o el gruista y cómprate una tú le dije.
El coche lo quiero vender, así con el golpecito pero me dan una mierda. Costó 36.000 euros y me dan 6.000. Así que creo que se quedará conmigo y me veo durmiendo en él.
Vale, pues todo esto, me pasó en una semana, más o menos.

ESTO SÍ ES PARA TODOS LOS QUE ME SIGUEN, QUE ESCRIBEN MEJOR QUE YO Y EN ESPECIAL PARA MI MAESTRO JUAN CARLOS CHIRINOS Y MIS COMPIS Y MIS HIJOS Y MI MUJER Y TODOS LOS AMIGOS DE MIS HIJOS
ENORME ABRAZO A TODOS

miércoles, 9 de septiembre de 2009

LA MUJER DEL GOYITO

Uno la mira, como siempre, con ese ansia que te entra cuando ve a la mujer más hermosa que conoces, pero mucho respeto porque está casada y al Goyito le conozco y entonces, pues eso.
Tiene cuatro hijos y ahora me dice que no quiere tener más y que se va a esterilizar y me habla delante de las cañas fresquitas y riquísimas que entran así como de puta madre con este calor y que nos ha puesto el Demetrio.
Al marido se lo he dicho ya y es que mi hombre no se cansa y tengo el coño con escozor punitivo y lo que es el ojete secreto, con pinzamiento anal.
He tragado la cerveza y entre toses y risas casi me ahogo, porque se me ha atragantado el buche.
El Ramón y el Luis, uno detrás de otro, con esas manazas, sin dejar de reír, me han golpeado la espalda y me he librado de ahogarme, pero no puedo mover el cuerpo.
-------------------------------------------------------

El único que no se reía en el bar era un tipo apalancado en la esquina, allí al fondo. El hijoputa como que quería hacerse invisible y solo miraba hacia nosotros. No le di importancia y hasta le saludé cuando entre al vater para echarme agua en la cara y quitarme la lágrimas de la risa y meé y no contestó.
Cuando entró Oscar el de los marcos con el Guille al bar, Antonia hablaba con el Ramón y el viejo Gaspar y el Demetrio y debió preguntar por mí, porque antes le dije cuando le vi, que se pasara y hace una cañita y vale.
---------------------------------------------------------

Fue entonces cuando vi a Antonia y le ayudé con las bolsas de la compra que pesan un quintal y ahora están cerca de sus pies. Y a Antonia como está tan hermosa de treintena apretujá de carne dura, mirada hermosa y simpatía y risa contagiosa, pues una caña y que tal el Goyo y los niños y una caña. Y ahora se vuelve y me mira y le cambia la cara y me pregunto porqué.
Y me agarra del brazo y me dice vamos al extremeño y cojo las bolsas y hasta luego.
---------------------------------------------------------

Cuando le pregunto qué te ha pasado y se te quedó la cara blanca, joder, oigo a Oscar que grita: ¡Cuidado!
Y me vuelvo y empujo a la Antonia y veo cómo el machete entra en mi brazo y siento el escozor y caigo al suelo sangrando a borbotones y veo al Oscar, al Ramón, al Luis, al Demetrio, al Guille y al viejo Gaspar pegando una paliza al tipo que se apalancó en la esquina y cuando cierro los ojos, la Antonia me dice:
No sé cómo me ha encontrado el hijodelagranputa, fue mi novio, ¿sabes?
---------------------------------------------------------


ESTO LO DEDICO A MI HIJO QUE ME DIJO: OJETE SECRETO, PINZAMIENTO ANAL Y ESCOZOR PUNITIVO.
Y POR SUPUESTO A LA ANTONIA Y AL GOYITO Y QUE SE LIBRARON DE UNA BUENA.
Y A OSCAR Y EL DEMETRIO ME DEBE UNA CAÑA

viernes, 4 de septiembre de 2009

PERDIDO

De ayeres olvidados
De inalcanzables abrazos
Que jamás llegaron
Perdido
Entre borrachos llorosos
Muertos vivientes
Que llaman a la muerte
Y no viene
Vendrá entre estertores
Cruentas, dolorosas
Terribles, cuando menos lo esperen
Perdido
Ahora, entre muestras
De cariño
Que no consigo creerme
Debo olvidarme del pasado
Para no perderme

miércoles, 19 de agosto de 2009

PARA LOLITA Y EL PROFESOR

CON ESE RIESGO CÓMPLICE.

Siempre quise acercarme a ella, pero nunca tuve ocasión. ¡ Por Dios, volver a verla!
Y la vi al salir de casa.
Y me quedé ahí parado, mirándola y mirándola y hablando sin parar para seguir viéndola, para que no se alejara.
A su tía, ocho pasos hacia atrás, la miraba de vez en cuando y miraba su juventud perdida y su tristeza por saberlo.
A mi vecina la miré a los ojos y le miré su cuerpo atrapado en un vestido que dibujaba su hermosura. Y mi mirada decía que nadie, NADIE podría extasiarla como yo de amor y sexo si ella me dejara.
Y sí, ella entendió mi mirada y la suya la entendí como jamás lo hice en ninguna mujer. Y ese instante, fue una explosión de júbilo.
La recordé niña y tiré el recuerdo, como el cigarrillo, al suelo y lo aplasté.
----------------------------------------------------------

Porque mi edad no importaba, supimos que todavía podíamos amarnos.
Fue entonces, cuando entré en su casa. Claro, yo la seguí hasta la habitación, como los perros siguen a la perra en celo.
La habitación a oscuras. Con el aire acondicionado encendido.
Hasta que me acostumbré a la oscuridad, pasaron algunos segundos.
Ella se tumbó en la cama y se desnudó. Por favor, enciende una luz, la dije. Espera, aún no, acercate, contestó. Sentada en la cama, ella me desnudó y yo allí de pie ante ella, me dejé hacer.
----------------------------------------------------------

Cuando advertí un movimiento extraño en la cama y un bulto, la pregunté qué pasa.
Me dijo: antes de ser tuya, tienes que hacértelo con mi tía abuela. Su marido murió hace mucho y venga, antes de que se muera; yo te ayudaré.
¡COJONES! Y se lo hice a la tía abuela que por fin, murió feliz, dando un estertor de placer inmenso.
Con tu tía me niego a hacerlo, ya lo sabes, le dije.
No te he pedido nada mas, ¿no?
Y seguí viéndola y disfrutando del sexo, con ese riesgo cómplice.

sábado, 15 de agosto de 2009

PARA EMMA AMIGA Y MADRE

EL DÍA AHORA HA CAMBIADO

A pesar del día alegre de sol y luz, me siento triste. Infeliz. Aburrido. El calor ahora es como un pesado abrigo que te inunda de sudor.
Y sin visos de futuro más o menos aceptable. Tenemos cuatro pisos y no se vende ni uno. Hace ya dos años que esperamos una sola venta. Y nada.
Un amigo me dijo de vender la casa donde vivimos mis hijos, mi mujer y yo. Pero si no se venden los que tenemos, ¿por qué este si? En fin.
Sabiendo que no me iba a tocar la lotería, fui a ver si hubiéramos tenido suerte. Nada. Tampoco.
Eche una carta al correo que me dio mi mujer para una editorial. Fui a ver a Oscar, pero estaba cerrado.
--------------------------------------------------

Así que me fui hasta Madrid con el coche.
Justo en el momento en que con el dedo subo la música a tope, para ver si me alegra el BOB, un coche con un loco al volante, casi me da un golpe. Y me saca los cuernos el hijo puta, me digo.
Y me digo que no debería golpear al tipo, más arriba, cuando el semáforo nos pare.
Pero el hortera se baja de su coche caro nuevecito y se dirige a mí, gritando insultos.
Nadie cruza el semáforo. La calle está vacía y solo estamos el imbécil y yo, imbécil también, en pleno Agosto a esas horas, en esa calle de lujo de Madrid.
Mi corazón late más deprisa esperando a que llegue y le digo: baja el ritmo;tranquilo,tranquilo.
----------------------------------------------------

Abre la puerta de mi coche para sacarme y sin decir nada, le estampo los nudillos en la mandíbula, en gancho, de abajo arriba con toda el alma. Cae como saco de patatas.
Miro en sus bolsillos y le cojo toda la documentación, el dinero. ¡Cojones! 200 euros en billetes de 50.
Como sigo sin ver ni a dios por la calle, le quito el peluco y el anillo gordo de oro.
Me dirijo a su coche y veo un maletín que no consigo abrir, ahí, bajo el asiento del acompañante.
No hay nada más, salvo los papeles del coche en la guantera, que me llevo.
Subo a mi coche, que había dejado con el motor en marcha y me voy.
Como no tengo antecedentes penales, no tendré problemas. Estoy seguro que el tipo alto, guapete y rubio, si los tiene.
Llego a casa, me tomo una cerveza y abro el maletín con una alcotana.
Termino de escribir la última frase de este escrito:

EL DÍA AHORA HA CAMBIADO.

domingo, 2 de agosto de 2009

ESTO ES PARA PEPE

Si es que me equivoco cuando estoy borracho y eructo sobremanera.
Y a partir de Pepe recuerdo y entonces se lo dedico y ahí va
El amigo Paco, tocayo como yo, me pidió que subiera a la grúa que tenía mi padre en la calle Fray Ceferino Gonzalez, cerca de Ribera de Curtidores.
Paquillo como le llamamos todos era una persona buena y muy folladora. A lo mejor me voy por las ramas porque ahora subo a la grua junto a él y me pedía una llave inglesa el hijoputa.
Pero claro, no mires abajo jamás tocayo, me decía el muy cabrón y lo normal, yo quería ser un hombre entero y debía todo el mundo pensar que el hijo de puta del jefe no tenía miedo
Pero Dios me entro un vahído cuando no le hice caso y el cabrón me agarro la mano y me salvo la vida
Poco tiempo antes, mientras subía a la puta grua para ayudar al Paquillo a arreglarla, vi a un viejo que cerraba una ventana que daba al salón de su casa. Acababa de cerrarla y dentro de su salón, había unas veinte palomas que ansiosas comían trozos de pan.
Ahí se quedaron. El viejo tenía para comer meses.
Lo que no sé es que cómo pudo mantener la casa.
---------------------------------------------------


Paquillo y yo nos hicimos muy amigos a pesar de que yo era el hijoputa del hijo del jefe y él un asalariado.
A mí me sudó la polla. Él es Paquillo al que recuerdo y ya no soy jefe de nadie ni de nada, porque mis hermanos me lo impidieron, a pesar de lo que pasó. Pero eso es otra historia
Salimos a celebrarlo y todo el dinero que tenía me lo gasté con él. Era lo que podía darle en ese momento con ansias de sexo.
Poco antes para no tener que pagar tanto en el club, bebimos en bares.
Si, vimos al viejo y le dijimos lo que vimos
El cacho cabrón contestó:
Las engaño a todas y a todas me las como dandolas cariño.
Si, claro, nos fuimos a follar para rompernos.
PACO, PAQUILLO UN ABRAZO DESDE AQUÍ-ya no soy hijo de nadie-

jueves, 30 de julio de 2009

CREO QUE ÍBAMOS A COMPRAR CERVEZAS DEDICADO A BORRASCA

Y veníamos escuchando a John Mayall en el coche, cuando subí a dos chicas impresionantes. Paré para llevarlas a Cercedilla. Cuando subieron Agustín, que me acompañaba en el coche, quiso cambiar el espejo retrovisor para verlas, pero no le deje. Quería verlas yo. Al fin y al cabo, él podía girarse en el asiento y yo no.
Aunque, cuando las vi comiéndose la boca, estuve a punto de parar para mirarlas.
Ahora entiendo lo del sadismo ¿o es masoquismo? Que te tengan atado y no puedas hacer nada; solo mirar. Para un hombre muy mayor no importa. Para un joven atado ante dos chicas que se besan apasionadas, debe de doler al cabo del tiempo, si no tiene eyaculación precoz. Aún así, sufriría sobremanera.
-----------------------------------------------

Así que lógicamente se nos olvidaron las cervezas y las invitamos a unas mismas. Éramos la admiración de todos los que nos rodeaban, casi todos tíos que no dejaban de mirarlas.
Una de ellas era grande, rubia, teutona de enormes pechos en punta, de interminables piernas moldeadas a la perfección. Si es que Dios, cuando quiere se porta, el muy cabrón.
Enormes ojos azules.
La otra chica era pequeña, del país, morena y con una mirada tan dulce de ojos inmensos marrones que traspasaba lo que miraba, la hija puta. Perfectamente hecha a escala la hermosa pequeñez de mujer.
-----------------------------------------------

En definitiva que el dinero que nos dio mi padre se gastó y asombrosamente, una vez gastado, ellas nos invitaron. Y cuando se gastó el de ellas, volvimos a casa y ya no había nadie.
Se fueron a Madrid, a la boda de una prima hermana mía. A mi se me olvidó la boda y a Agustín también.
Pero en casa, teníamos guiski y hielo en la nevera y continuamos la fiesta. Y dejé el coche aparcado junto a las escaleras de granito que suben hasta la casa.
Y cuando el tiempo -que no existe y menos en estos casos-, nos dimos cuenta que alguien venía a casa. Eran los de la boda para continuar su fiesta.
-------------------------------------------------

Azorados, se nos ocurrió que las chicas se metieran bajo la cama donde estábamos. La cama grande de mi padre. Y ¡Dios, mi padre también venía!
Agustín con su nariz de águila me miró y yo a él también. Y mientras él hablaba con mi padre y los demás atrayendo la atención-un experto- y se bebían los guiskis afuera, en la terraza, yo subí para cambiar a las chicas de sitio y explicarles la nueva situación.
Así que entramos a mi cuarto y les dije que cerraran la puerta con llave.
El tiempo entonces, comenzó a existir el hijoputa.
--------------------------------------------------

Cuando todos se acostaron, por fin, Agustín y yo subimos y les dijimos que nos siguieran para irnos.
Al salir, para sacar mi coche, tenía que sacar antes cinco. Subí sigiloso a la habitación de mi hermano Julio, que tenía su coche a la puerta de la entrada del garaje y en silencio le quite las llaves.
Quite el freno de mano y entre los cuatro lo empujamos, sin hacer ruido. Deje caer el coche cuesta abajo y arranqué.
Llegamos a casa de la hecha a escala y continuamos la fiesta.
--------------------------------------------------

Al tercer día, como cuando Jesucristo resucitó, volvimos a Cercedilla y mi madre y mi tía estaban en la cocina, preparando la comida. Mi madre preguntó de donde veníamos y Agustín dijo que de comprar churros pero no había por aquí ningún sitio abierto y hemos ido a Madrid, pero tampoco había.
Muerto de la risa yo le dije a mi madre: No, mama, no, íbamos a comprar cervezas.
Mi madre contagiada de las risas, nos puso café con "bollos"

martes, 28 de julio de 2009

ENTRE PRIMOS Y PARIENTES EL AMOR ES MÁS ARDIENTE.III. DEDICADO A LULY

LA ESPOSA


A Alberto siempre le he dicho que le quería. Siempre me ha respetado. Es la persona más buena del mundo.
Pero claro, nunca podrá ser como mi primo. Con él he hablado de todo. Él me hizo mujer. Me enamoré.
Se lo dije a Alberto, tú lo sabes.
Bueno, todo comenzó de nuevo con mi marido. Y a mi primo lo olvidé.
Hasta que volví a verle al trasladarnos de casa. Fue verle y...bueno lo del bar, ya sabes.
Tiempo después Alberto, nos vió de nuevo como cuando éramos jóvenes. Pero ahora era distinto.
Si Sara, la mujer de mi primo, sabe por Alberto, que nos vio, le jode la vida y aunque en el bar pareciera tan fresca y bueno es un roze en los labios.
No, a mi primo no puedo volver a verle. ¡Qué vergüenza para mis hijos! ¡Para los padres de los amigos de mis hijos!
Si, le dije a Alberto que no hablara con Sara y me contestó:
¡No soy como él! ¡No puedo destrozar a sus hijos!¡A los mios, tampoco!
¡Tu primo es un cobarde, porque no se quiso casar contigo!¡Me casé yo!
Todo eso me dijo y le contesté que nunca me había acostado con mi primo
Él, mi primo me dijo que jamás le dijera la verdad. Jamás se la voy a decir, ya lo sabes
Alberto, si ha salido bien. El médico me ha dicho que es muy fuerte. Que se recuperará
No le voy a dejar nunca. Es la persona más buena del mundo

DEDICADO A YAYOMAN QUE TE LO PROMETI CARNAL

ENTRE PRIMOS Y PARIENTES EL AMOR ES MÁS ARDIENTE. II. EL MARIDO ALBERTO


Alberto, de pie desnudo en el baño, se mira al espejo. Piensa qué cojones va a hacer en el futuro.
Se toca la polla e intenta imaginar alguna mujer desnuda que de rodillas se la mama. Cierra los ojos y solo ve a su mujer, desnuda, si, pero no se la imagina mamándosela. Menos de rodillas ante él. No se la pone dura.
Además se dice Alberto, mientras habla mirándose al espejo: Soy demasiado viejo para hacerme una película en la cabeza, como cuando era adolescente.
--------------------------------------------------

Alberto recuerda a su mujer besándose en la boca con el primo de ella. Bajo una farola y abrazados con tanta pasión que sus vidas dependían de ello. Y vio de nuevo la imagen hacía unos cinco años, en el trabajo de él, besándose otra vez como si fuera la última. Y vio y vivió lo ocurrido en el bar y ahora Alberto llora lágrimas de tristeza, de impotencia, de ansiedad, de angustia.
Obviando Alberto algunos recuerdos como carga imposible, los aparta. Y solo se queda con uno:
--------------------------------------------------

Ahora me dices que no te has acostado con tu primo, vamos, no me jodas, si hasta me dijiste que estabas enamorada de él. Mira si no me lo cuentas todo desde el principio, significa que aún escondes el secreto con él y lo sucedido volverá a ocurrir. Eso quiere decir que me seguirás engañando toda la vida. Allí frente a ella, en el sofá, recordaba Alberto esas palabras.
Piensa lo que quieras, respondió ella, nunca me he acostado con él.
---------------------------------------------------

Alberto no sabe por qué recuerda esto hoy, porque hace cuatro años que ocurrió y ella le dijo que seguiría con él. Que quería pasar la vejez junto a él.
Se lava los ojos y se los mira de nuevo, pensando cómo salir de la encerrona que él mismo había aceptado.
Siente una punzada en el costado izquierdo y se apoya en el lavabo, mientras sonríe y piensa que con eso no había contado

sábado, 25 de julio de 2009

DEDICADO A ABRIL

ENTRE PRIMOS Y PARIENTES EL AMOR ES MÁS ARDIENTE. TRÍPTICO

NUMERO UNO. EL PRIMO.

Que le daba asco. Le dijo Ana a su marido, Alberto, allí delante de todos los que estábamos en el bar; que le daba asco. Que cada vez que se hacía una paja junto a ella, en la cama, por la noche, no lo podía soportar, que era asqueroso. Que siempre estaba pensando en lo mismo. Que ella no era así. Y pareces un pulpo, siempre tocándome.
Alberto se queda de piedra. Una piedra con la cabeza agachada.
Ninguno sabe en el bar cómo reaccionar. Se quedan mudos.
Y yo me bebo mi vaso de guiski y agarrando a Ana, mi prima, por la cintura, la miro a los ojos y la digo: cálmate, por favor y pídele perdón ahora mismo. Y además en el sexo, todo es empezar, la digo al oído.
Bueno, por lo menos te plancha las camisas, le digo a Alberto. Discúlpala, Alberto, por favor, hoy se le ha roto el coche y miro a Ana cómplice.
--------------------------------------------------

Alberto levanta su cabeza de piedra y con mi brazo izquierdo, empujo a Ana hacia él.
La digo, dale un beso, anda. Ana le besa la mejilla y luego dice: Ha sido un pronto, perdona.
Pido de beber para todos. Mi mujer, Sara, que no me plancha las camisas, que viene de casa a traerme dinero, siente el malestar y yo la digo: Mira, Sara, dale un piquito a Ana, para que se le pase el enfado. Y mientras veo cómo se besan las dos en los labios, me río triunfante, mientas Alerto se abraza a su mujer; Puta mía y princesa cuando se lo digo mirándola a los ojos y recordamos la primera vez que nos amamos llenos de lujuria y nos follamos tan fantástico recién salidos de la niñez.
Y me río pensando que a lo mejor me lo puedo hacer con Sara y Ana.
A Ana, mi prima, le dije que no puede saber si le gustan las mujeres si nunca ha estado con ninguna. Ya se verá.
Y mientras me río de Alberto, voy pensándolo para la próxima vez.
----------------------------------------------


ESTE CUENTO YA ESTABA ESCRITO PERO ME FALTABAN LOS OTROS DOS QUE YA LO ESTÁN PERO HAY QUE ENJUAGARLOS PARA QUE LUZCAN MÁS BLANCOS. EL SIGUIENTE DEDICADO A YAYOMAN QUE SE LO DIJE.HASTA EL PRÓXIMO

sábado, 18 de julio de 2009

¿CASUALIDADES?

Con pasos lentos y cansados por el calor asfixiante, me acerco a los estantes donde los libros duermen.
Cojo uno al azar. Cesar Vallejo, vaya, digo, mi apellido.
Abro el libro y encuentro una postal que empuja las hojas, queriendo salir.
--------------------------------------------

Querida Josefina:
A mis 52 años, te escribo como si tuviera los 21 que tenía cuando te conocí
Espero que estés disfrutando de aquella playa preciosa.
Intento leer más, pero es imposible, no entiendo la letra.
Si lo: AMÁNDOTE y debajo la firma: Victor
La postal va dirigida a Josefina Borolados Hotel La Concha Suances Santander
---------------------------------------------

Me sorprendo y le digo a Susana gritando:
Fíjate, veo mi apellido. Veo mi edad y el tipo que firma esta postal, se llama como yo
Ahora voy, me dice lejana
Doy la vuelta a la postal y las letras negras me dicen:
Nº 21 Velazquez 1599- 1660 Las hilanderas
Museo del Prado 1977
Mi mano izquierda sigue sosteniendo la postal. El cigarrillo me quema los dedos de la mano derecha. El libro de Cesar Vallejo, se me cae.
Me agacho a recogerlo y encuentro saliendo de las hojas un papelito doblado en dos
----------------------------------------------

AGRUPACIÓN MIXTA DE INGENIEROS DE ALTA MONTAÑA MIXTA
Autorizo al soldado Víctor Vallejo Hatoros para que marche a disfrutar permiso a Suances- Santander de 4-11-77 a 6-11-77 debiendo encontrarse de regreso en este cuerpo el 6-11-77 a las doce horas
EL TENIENTE CORONEL JEFE.
Un sello de prohuerfanos del ejercito de 1 Pta. El tampón de Ingenieros y la firma.Debajo:
PROHIBIDO HACER AUTOSTOP Y VESTIR DE PAISANO.
----------------------------------------------

Cuando Susana viene y lee todo, nos miramos y los dos a la vez nos decimos:
¿CASUALIDADES?

martes, 14 de julio de 2009

PARA MI MENDA Y TODOS LOS QUE ME LEEN

PUES YO LO VI

Entrando donde el bar del conejito con mi amigo Celestino para tomar un vino blanco fresquito, nos encontramos con Ernesto.
Celestino fue el primero en preguntar por qué no estaba en su bar-restaurante.
Con la cara blanca, nos dijo:
Acaba de llegar la Guardia Civil. Han precintado todo el recinto y veremos a ver qué pasa. Ahí se ha quedado todo mi dinero y no solo eso...
Es entonces cuando entran con el Porfi dos más y también le preguntan lo mismo que Celes,interrumpiendo al Ernesto.
Ahí les digo a Ernesto, Porfirio y Celestino que vayamos a casa a contar lo ocurrido a mi padre, porque si viene más gente, no nos vamos a enterar de nada con las preguntas de los que llegan al bar.
Los que acompañan al Porfi dicen que se van y el conejito se ha metido en casa para hablar con la mujer y poner orden entre los muchachos.
Después de los saludos y demás zarandajas, mi padre me dice que abra una botella de vino blanco de la nevera y que traía cinco vasos. El Porfi me ayuda a cortar un cacho de queso manchego y una miaja jamón y en el fresquete de la sombra del árbol gordo, colocamos una mesa y ante la mesa nos sentamos
----------------------------------------------------------


Ernesto nos dice:

Yo creo que tiene que ver todo esto con don Ramón, el que llegó hará unos cinco días. Esta mañana ha hecho lo mismo de siempre. Ha colocado su toalla, como todos los días, sobre el césped, ni muy cerca ni muy lejos de la piscina, que como sabe usted, don Tomás- dirigiéndose a mi padre- la alquilé al Ayuntamiento por cinco años.
Ha dejado una bolsa sobre ella y colocado su parasol.
Y como siempre, cuando llega al bar me dice: Mientras camino hacia aquí veo una jarra de cerveza helada y como hace cuatro días, segundos antes de que llegue, como esta mañana, se la he servido.
Me pregunta si vendrá mucha gente y que cree que no y yo le digo: Hombre don Ramón, espere un poco porque termino de abrir. Se toma el hombre de dos tragos la cerveza y pide otra mientras dice:¿ lo que hay de comer hoy?
A las tres, se levantaba de su parasol y venía a comer, como hace cuatro días. Se tomaba su segunda cerveza como esta mañana de tres tragos.
-----------------------------------------------------------


Ernesto pregunta a Porfi si vio a don Ramón y este lentamente vuelve a preguntar:
¿Ese hombre no tiene el pelo largo y blanco y tiene barba? ¿Y es alto y delgado como palillo de dientes?
El mismo, dice Ernesto, ese es.
Continúa, dicen al unísono mi padre y Celestino.
Pues el caso es que cuando estaba dormido bajo su parasol, dos niños, los de la Julia; el Pepito y el Eduardito, le han dado un balonázo y el hombre se despertó.
La hora que vi cuando ocurrió el balonázo eran las doce y cuarto porque le serví al Santos su botella de vino, sus dos huevos duros y su sal y me fijé en el reloj, cuando volvía al bar.
Ese hombre gritó como poseído por eso miré hacia el suceso.
Se quitó sus gafas negras y me miró.
¡Cojones! Creí que sus ojos estaban a dos palmos de mí. Inyectados en rojo y como si estuvieran fuera de sus órbitas
--------------------------------------------------------

Pero hombre, eso sería imaginación tuya, le dije yo.
Y Porfirio le preguntó cuantas cervezas se había tomado. Y Ernesto le contestó: ya habló el que no bebe, no te jode.
Se lo juro, don Tomás, don Celestino, nunca había visto ni sentido un odio tal en ninguna mirada.
Me metí en el bar y los muchachillos se tiraron a la piscina, como si no hubiera pasado nada.
Sin darme cuenta cómo, don Ramón llegó a la barra, me pidió una caña y mientras la bebía les juro que oí entre dientes:
¡QUE SE LOS TRAGUE EL SUMIDERO DEL FONDO!
Y mientras me daba la mano para despedirse dijo que era una pena que le hicieran de nuevo cambiar de vida.
Le preguntamos si lo había dicho a la Guardia Civil.
Si, me dijeron que un hombre como ese jamás había estado en el pueblo y que me fuera, porque el suceso me había afectado
¡PUES YO LO VI! dijo Porfirio

martes, 7 de julio de 2009

DEDICADO A MAAT Y A SILENCIOS.

EN LA PLAYA


Realmente esta historia no comienza en una playa ¿Pero qué es lo real?
Comienza un seis de julio del año 2009. Cuando son las 20:51. Bueno, acaba de colocarse un 20:52, pero eso es lo de menos, porque ya sabemos que si la vida es corta, los minutos aún más y un amigo, que no sé si sería yo mismo, me recitó:
CANSADO, ABURRIDO Y MELANCÓLICO
DEJO PASAR LOS SEGUNDOS, MINUTOS
DÍAS, MESES, AÑOS
Y ME DOY CUENTA QUE EL TIEMPO
NO EXISTE.
ES, SOY CON EL TIEMPO, EL TIEMPO
QUE NO SOY.
SIMPLEMENTE HUYO, MUERO CON ÉL,
CON EL TIEMPO.
ADIÓS
Y claro, aquél tipo que recitaba esa poesía podía haber sido yo, pero ya no. Ahora soy otro tipo que quiere escribir lo que quiere escribir, según vaya saliendo.
Pero un momento, que voy por una cerveza fresquita y vuelvo a comenzar.
¿Veis? Ahora en este instante en que escribo de nuevo, todo ha cambiado
Aunque el lugar donde estoy siga siendo el mismo, pero ¿es el mismo? No, como quiero escribir sobre una playa, no quiero estar en el jardín de la casa de mis hijos
------------------------------------------------------


Vale, me voy y aquí comienzo otra historia.
Y quiero comenzarla después de preguntar a Susana ¿Una palabra? Pies, me dice, porque está lavándose los pies. Subo a la habitación de JuanTomás y tras abrir la puerta de su habitación y quejarse como siempre, me dice: Mierda. A Carolina la pregunto y me dice: Tartamudo y Jorge me dice:Aerodactil y le digo que esa palabra no existe. Lo pienso y respondo; bueno, vale
Es entonces, cuando realmente la historia está en mi cabeza y comenzamos desde el principio del cuento
Porque:
-------------------------------------------------------


En la playa, sentado frente al mar, decidí levantarme, pues poco a poco, la playa se iba llenando de gente.
Por el Sol, yo creo que serían sobre las once de la mañana.
Decidido, camino sintiendo en mis pies las olas del mar.
¡Qué maravilla!, me digo colocando los dedos dentro de la arena y caminando despacio, veo una cometa volar.
Me alejo del mar porque quiero ver quién la dirige
¡Cójones! Cómo quema la arena y mientras pienso esto y corro para no quemarme los pies, piso una mierda enormemente grande y en vez de cagarme en la puta madre que parió al hijo puta, me da por reírme, porque al pisar sobre ella, la mierda, no me quema la arena.
Y aquí estoy ya, viendo a un niño de unos trece años que podría ser cualquier niño, sonriendo, disfrutando, pisando el césped que pisamos ahora, tan fresquito y tengo una sensación enorme de felicidad.
Y entonces le pregunto cómo se llama su cometa y me doy cuenta de que es tartamudo y cuando lo dice, dice: Aerodactil.
Y le respondo: esa palabra te la acabas de inventar. Ahora es de todo el universo, de todo el mundo mundial.
Y me dice que huelo a mierda, cuando lo dice y la niña que está a su lado que se llama Carolina, afirma con la cabeza y el niño que se llama JuanTomás dice a su madre: huelo a mierda, mamá
Claro que entonces me dirijo a una ducha de esas, para quitarme la mierda que me llega hasta los tobillos, mientras pienso en PIES, MIERDA, TARTAMUDO Y AERODACTIL
------------------------------------------------


He terminado de escribir esto. Sigue siendo lunes 6 de Julio del 2009 . Pero ya no son las 20:52, sino las 21:38.
Y entonces al saberlo, me río descojonándome.

domingo, 5 de julio de 2009

ESTE ESCRITO ES PARA CAROLINA, KATIA Y JORGE Y SOTO Y MARÍA Y MARIA JOSE

QUE ME DIJERON LAMPARA, CALAVERA Y OJETE Y PAPEL ALBAL, CUCARACHA Y ALMORRANA Y SOTO DIJO ROJO RAIZ Y RUIDO Y MARÍA Y MARIJOSE ME DIJERON VIDA Y CASA
Y CAÍ EN LA CUENTA QUE

La lámpara estaba encendida. La apagué porque quería seguir durmiendo. Intenté recordar cómo llegue a dormir en el sofá del salón. Al no poder hacerlo, no pude volver a dormir. Me incorporé y me senté y al mirar por la ventana, creí ver una sombra.
Una figura humana esquelética me miraba a través de los ojos vacíos de su calavera. Al acercarme y antes de sentir miedo, me dio un apretón y me fui al baño a cagar.
Cuando bajé con el ojete limpio encendí la lampara, la calavera no miraba y me puse a leer



Desperté sobresaltado porque oí un ruido. El libro cayó a la alfombra. Me levanté y salí al jardín. Caí al suelo, porque la raíz de la venenosa planta que Pupi no pudo quitar, me puso una zancadilla y me llené rojo de sangre las manos y la nariz.



Medio atontado aún, me levanté al día siguiente allí tumbado en el césped de la casa. Lleno de sangre seca descubrí que aún estaba con vida.



Y ahora tengo un hambre atroz. Voy a la cocina y abro el frigorífico donde veo en un estante algo liado en un papel albal. Lo desenrollo para ver si es de comer y una cucaracha sale corriendo de él. De la impresión de ver al bicho negro y gordo paseándose por la nevera e intentar acabar con su vida, se me cae una lata de cerveza. Al querer coger la lata y no lograrlo, se me abre la almorrana, pero cierro el frigorífico, para que no escape.
Cuando estoy en el bidet limpiándome con agua fría, pienso en mi mujer, que no tardará en llegar y me digo, que jamás podrá creerme

lunes, 29 de junio de 2009

ESTE CUENTO ES PARA LAS DAMAS DE BLANCO

Y SE LO REGALO AL SR GARCÍA FRANCÉS PARA QUE SI PUEDE COJA DINERO DE ÉL PARA ESAS MUJERES. SOLO LE PIDO QUE NO DIGA MI NOMBRE. Y QUE SEA SUYO, YA. SE LLAMA:

ESTA MAÑANA

He abierto los ojos al despertar y he visto mi cuerpo desde arriba. Ahí tumbado junto al cuerpo de mi mujer.
No me sorprende y me levanto esperando un ratito hasta que ese blanco éter ha vuelto a mí, hacia el ombligo.
Después lo habitual. Recojo el periódico, lío un cigarrillo, enciendo la cafetera y bebo un café.
Al baño y mientras leo cómo diariamente se lo montan los sinvergüenzas de los putos políticos mundiales en general, cago y pienso que lo cagado cae sobre sus putas cabezas y entonces me alivio y al diario y a su pensamiento y a los putos políticos, le pueden dar por el culo cagao.
Y me río imaginándolo.
Luego me ducho y me visto para ir a la caja de ahorros.
BUF, cada vez menos dinero y dentro de poco a verlas venir.
Es entonces cuando ocurre algo inesperado.
La pierna derecha tiene un pequeño bultito y al hablar con el director, se hace un poco más grande. No le doy importancia y continúo hablando con el señor y miro a los que están esperando para cobrar algún dinero o pagar alguna factura. Bueno realmente a los hombres no les miro, solo a las mujeres y en su belleza que en cada una de ellas me extasia, aunque hay alguna que se podría llamar fea por otros hombres, siento que hay en ellas algo de sorpresa, de secreto que jamás revelará ninguna a nadie que no sea mujer y eso lo pienso y durante el pensamiento, miro al bultito
Y llevas razón, me dice.
Es ahora cuando me habla y me dice que tiene poderes y lo miro y le digo: DEMUESTRALO.
Espera, verás, me dice.
De repente el director me pregunta qué quiere que haga con el talón de 800.000.- Euros que le he llevado.
Miro hacia el bultito y me dice: TE TOCA.
Pues mire usted, le digo al señor director, mañana mismo cancele las hipotecas de las empresas.
A las doce vengan aquí los responsables, responde una vez que cuelga el teléfono del sr. notario.
De acuerdo, respondo mirando el bultito y me voy.
Hoy es otro día y vamos toda la familia a la caja y ahí esta el notario y el director y otro responsable y se firma y cuando está todo firmado voy a tocar el bultito y escucho y siento que dice lo que digo a mi mujer y a mi hijo que saquen 100.000.- Euros y que los lleven a casa.
El director nos mira y nos dice que va a mirar el dinero que tienen en reserva y tras un momento, vuelve y dice que tanto no hay y que ustedes mañana, lo pueden sacar si quieren.
El bultito se mueve y dice que le diga a mi mujer que nos llevemos lo que podamos.
Y de nuevo es hoy cuando recogemos el dinero y lo tenemos en nuestro poder y sabemos que no nos estafará la caja aliada de los partidos políticos, más en la puta vida por necesidad.
Y siento que tengo que tocar el bultito y lo toco y no está y lo veo volar y se para ante el montón de personas que hace cola en la caja y a todos los mira y de repente dejo de verlo, cuando una mujer, se rasca la pierna.
Y en ese instante, es cuando pregunto a mi mujer y a mis hijos qué cojones hacemos ahí los cuatro.

DESDE EL MAESTRO GARCIA FRANCES

SOLO TENEIS QUE SABER QUE EN CUBA EXISTEN
LAS DAMAS DE BLANCO
MADRES QUE TIENEN HIJOS EN LA CARCEL QUE MUEREN LENTAMENTE PORQUE NO PIENSAN COMO EL RÉGIMEN DE FIDEL.
EL NUEVO REGIMEN SOCIALISTA QUE NOS JODE A IMPUESTOS NO QUIERE SABER NADA DE ESTO PORQUE SON COLEGAS SOCIALISTAS Y ASÍ SE LLAMAN
EN YOUTUBE SE PUEDE VER EL VIDEO Y EN EL BLOG DEL SR. GARCIA FRANCES Y EN EL DE MENDA
YO LO SIENTO PERO NO PUEDO COLOCARLO PORQUE NO ENTIENDO ESTE CACHIVACHE
VALE AQUÍ QUEDA

viernes, 26 de junio de 2009

Y PENSANDO EN EL AMOR

La verdad es que no recuerdo cómo llegué a aquella casa. Sí recuerdo con quién; con mi amigo Pablo.
De los demás tengo el rostro difuminado en niebla espesa por el paso del tiempo.
Cuando los coches reposaron sus rueda cansadas en el camino seco y agostado que daba a la casa de granito, solo vi el pino inmenso- al que rodeé saludándole- que había en el jardín.
Y como siempre me ocurre, perdí la noción del tiempo.
Cuando volví, quise hablar con Pablo, pero estaba sentado en las escaleras que se ofrecían a la puerta de la entrada.
Si hubiera estado solo, hablar con él, hubiera sido como siempre, algo habitual y compartido.
Pero no, no estaba solo. Rodeaba con sus brazos a una chica a la que besaba. Y su vida dependía de ello.
Los difuminados también estaban así.
En ese momento, me sentí el chico más solo del mundo.
Tuve una envidia tremenda, pero al mismo tiempo es como si aplaudiera a mi amigo y le dijera:
¡Por fin, tanto de lo que hablamos, por fin, Pablo!
Al regresar a casa en el coche, toqué sin querer la mano de la chica que Pablo abrazaba y besaba aún en el asiento trasero. Mi mano huyó acobardada sin saber dónde posarse.
Ella levantó sus párpados cerrados, me miró y sus ojos decían que yo le daba un profundo asco.
Ahí fue cuando descubrí a la primera mujer enamorada.
Y descubrí también, que tuve un amigo llamado Pablo

domingo, 21 de junio de 2009

PARA MI AMIGO FEDERICO EL DE LOS HUERTOS

LOS NUEVOS DÍAS


El Sol quiere irse a dormir, pero no tiene sueño.
Y mientras, amarillea casi de naranja la casa blanca.
Y de sus casas, aún salen las golondrinas en viajes al mercado del aire.
Desde aquí abajo oigo a los polluelos priiprii medio adormilados por la espera.
Y si vienen sus padres, el alborozo por la comida es intenso y los priiispriiis más alegres y continuados.
El abeto que le echa un pulso a la altura de la blanca casa anaranjada de Sol, llama a los gorriones y sus ramas se mueven para acunarlos en sueños.
Mientras el Sol, cabecea, pero Él aún no quiere irse y convierte a la blanca casa en algo más naranja, con alguna alerada sombra
Nadie quiere irse a dormir porque el Sol no quiere, pero inevitable que despacio, ahora, solo queden ligeras manchas en la blanca casa.
Manchas naranjas que el abeto en sus últimas ramas, quiere para sí, como la golondrina que sale de su barrosa casa para hacerle un guiño al Sol, diciéndole espera un poco más porque el día no ha terminado.
Y es ahora cuando la casa es blanca, pero triste, porque no tiene luz y el abeto, se ha convertido en verde más oscuro y las golondrinas han entrado en sus nidos y dicen un pripri con calma y medio en silencio, para dormir a sus polluelos.
Es entonces cuando el Sol deja de verse y saludo al murciélago que también va a comprar al mercado del aire.
Mientras bebo otra cerveza, me doy cuenta que un nuevo día ha pasado y mañana, aunque no tenga cerveza para beber, ni mujer con la que follar, ni comida para comer, ni amigos con los que estar, sino me quedo ciego, podré volver a ver lo que he visto y quizá me de cuenta que el Sol, podría iluminar de otro color las casas blancas y...

viernes, 19 de junio de 2009

PARA MI MAESTRO JUAN CARLOS CHIRINOS

QUE DICE DE ESTO TRÍPTICO:

ESTA MAÑANA PENSÉ:


Quizá porque eché un polvo esta mañana cojonudo, me sentía con ganas de saber de los demás. Así que llamé al móvil de una amiga. No contestaba.
Llamé a su casa y su madre dijo confundiéndome: ¿ Rosa Mari?
Soy Paco, cómo está usted.
La madre de Rosa Mari me contestó que muy mal. Mi marido se ha caído, ha roto un armario y se ha cagado por toda la casa. Mi Rosa Mari, lloraba, pobre hija mía, si nos hubieramos muerto ya los dos, podría hacer su propia vida. Pobre hija mía.
Corté, corté inmediatamente sus palabras y le dije: Bueno, son cosas que pasan.
Rosa Mari no pudo levantarlo y al intentarlo se ha hecho daño en el cuello, tendremos que llevarlo a algún sitio, porque no podemos hacernos cargo de él. Y yo ya ves, Paco, hoy no puedo moverme. Las piernas no me responden y él solo piensa en comer.
Y al escucharla volví a verla en el hospital hace unos días, porque la operaron de un cáncer que ella no sabe que tiene. Y salió pero no sabemos cuanto tiempo vivirá Y vi de nuevo a su marido en otra planta del mismo hospital,- porque al caerse otro día, se le rompió una cadera-, a la hora de comer y diciendole a su hija: ráscame la espalda, me pica mucho. Rosa Mari, por Dios, ráscamela.
Siguió comiendo
Ahora pienso que más vale que estuviera muerta, porque su marido anuló a su mujer e intentó hacerlo con su hija, pero no se dejó y fue entonces cuando vi a ese hombre de nuevo en mi cabeza. Gordo como pelota, que casi no se podía mover.
Autoritario para su hija y su mujer
Claro que yo le vi como hace diez años. Y ahora pienso:
El hombre, cuando deja de follar, solo piensa en comer.
¡Je, menos yo,que solo pienso en beber cerveza y en follar, cuando le apetece a mi mujer!
¿TENDRÉ HUEVOS DE SUICIDARME CUANDO SEA UN ESTORBO HIJO PUTA?
PENSÉ ESTA MAÑANA
------------------------------------------------------------


DURANTE UN ENSAYO

Al grupo lo proveí de litronas.
Cuando se acabó la primera de las cervezas, Fernando, sopló sobre su botella vacía y escuchó su sonido grave.
Miró a los demás para ver si aprobaban ese sonido nuevo dentro del grupo.
Todos lo aprobaron.
El problema era cómo sin técnicas electrónicas sacar el sonido al escenario.
¡ Joder, ese sonido entra de puta madre! Dijo él, Fernando, el cantante, como Jomer, el bajista, Nando, el guitarra, y Jorge el batera y su padre que soy yo y escribo esto.
En ese momento, bajó Juanto que se despertó al escuchar la música y aún dormido, pensó:
el problema está resuelto y le creó a Fernando una careta con la que podía sostener la botella vacía de cerveza con cuerdas sobre su cabeza.
Fernando al principio aceptó que podría salir al escenario con ese engendro.
Pero yo no podía dejar de reir y él al verse en el espejo dijo que ni de coña se ponía eso.
Juanto aceptó hacer el sonido de la botella en el escenario.
Siguieron ensayando.
------------------------------------------------------

IMAGINANDO EL SABOR LE OCURRIÓ A UN AMIGO


Tengo sed, dice. Aprieta la pausa del mand. La película que ve en la tv párase en una imagen. Levantándose del sofá, va a la cocina. Iba a coger una lata de cerveza.
El calendario en la puerta y joder, solo hasta mañana para trabajar de nuevo. Durante unos segundos, imaginó que conducía su autobús lleno de gente.
Abre la nevera. Las latas de cerveza le miran desde la repisa del frigorífico
Cerrando los ojos, se vio bebiendo una ayer, pero no tenía. Paladeando su sabor, imaginándolo, mirando al mar, de pie, en la playa vacía.
Al cogerlas mecánicamente con los ojos digo cerrados, una se desprende del plástico y se estrella contra su pie.
Siente el crascras. Escucha los huesecillos de sus dedos al romperse y tarde, salta para evitar la lata que ya había impactado. El salto hace que caiga con el tobillo, que soporta todo el peso del cuerpo.
Todo ese dolor fue un me cago en la hostiaputa, ahora qué hago yo.
Vuelve a saltos de una sola pierna al sofá y llama a su exmujer.
Lo lleva al hospital y está conél hasta que le pnen la escayola.
Tras comprarle unas muletas, ella le lleva al trabajo para hablar con su jefe y amablemente este, le dice: cuídese.
----------------------------------------------------------

Dos meses después, porque los huesos no soldaron como debieran, le dijeron que tenían que operarle.
Al volver a su casa del hospital, recogió el correo y su jefe le decía que no volviera y que le harían llegar el fniquito.
A su ex mujer le leía la carta del despido, mientras ella abría la nevera y le preguntaba si quería una cerveza.
Cerrando los ojos le dijo gritndo que no bebería cerveza en la puta vida.
INEXPLICABLEMENTE ELLA DIJO:
Pues a mí no me grites más así, porque yo no tengo por qué estar aquí, ¿sabes?
Dando un portazo se fue y le dejó solo, sin trabajo, cojo de la pierna derecha, sin querer beber cerveza jamás en la puta vida y sin tabaco porque se le había olvidado comprar y CHIRINOS dice que le conoció y que estaba pensando seriamente en suicidarse